JUANA DE VEGA

UNA HISTORIA APASIONANTE MÁS ALLÁ DE LA VIDA

Juana de Vega

Si os hablo de Juana de Vega a algunos no os sonará mucho este nombre, si lo uno a Spoz y Mina ya os he dado una pista, otros pensarán en una ciudad preciosa como es A Coruña.

Detrás de este nombre se encuentra una fascinante mujer con una vida apasionante.

Foto: Calle Juana de Vega en A Coruña

Os voy a hablar de esta mujer no demasiado conocida, estoy segura que si seguís leyendo os sorprenderá.

JUANA DE VEGA

Juana de Vega nació en A Coruña el 7 de Marzo de 1805 y fallece en 1872.

Su padre, Juan Antonio de la Vega, de origen muy humilde, había hecho una gran fortuna en La Habana como comerciante y empresario de salazón.

Juana de Vega recibió una completa formación en letras y humanidades. Le inculcaron el gusto por la lectura y la cultura en general, que mantuvo el resto de su vida.

De su padre heredará su activismo político y de su madre su pasión por ayudar a los más necesitados.

Fue escritora, educadora y llegó a ser aya de la reina Isabel II, es durante esta época cuando escribe la historia interior de palacio.

Juana de Vega. Condesa de Espoz y Mina

CONDESA DE ESPOZ Y MINA

Curiosamente conoce a su marido, el navarro Francisco Espoz y Mina, cuando éste entra por primera vez en la ciudad de A Coruña a caballo, acompañado por su séquito para tomar posesión como Capitán General de Galicia.

Espoz y Mina era un general de modesto origen campesino, había comenzado luchando como guerrillero contra la ocupación de España por el ejército de Napoleón.  

Espoz y Mina

Juana de Vega y Espoz y Mina se casaron el 25 de diciembre de 1821. Dos años después, con la llegada de “los cien mil hijos de San Luis” en apoyo del rey absolutista Fernando VII, Espoz y Mina, un hombre de profundas convicciones liberales, se exilió en Inglaterra.

Ambos permanecieron fuera de España diez años, hasta 1833, casi siempre en Inglaterra.

En 1836 fallece Espoz y el Gobierno concede a su viuda el título de Condesa de Espoz y Mina.

UNA VIDA PLENA

Entre 1853 y 1854, tiene lugar una grave crisis sanitaria en A Coruña provocada por la epidemia de cólera que asola la ciudad, será Juana de Vega la encargada a través de la Asociación de Señoras que encabeza, quien se haga cargo de la dirección y mantenimiento del hospital creado para tal fin, acogiendo además el nuevo Hospicio.  

La Duquesa de la caridad, como era conocida en algunos ambientes nunca olvidó los orígenes humildes de su familia y de su marido y se mantuvo alejada de las fiestas de sociedad, no haciendo gala de sus títulos y dedicándose a la ayuda de los necesitados.

Rechazó incluso la pretensión del Ayuntamiento de levantarle una estatua, alegando que debían usarse esos recursos públicos para dar “pan y trabajo”.

Dio su apoyo de forma decidida a Concepción Arenal, la más importante activista y pensadora social del siglo XIX español, que se había trasladado a Coruña en 1863.

Concepción Arenal

Juana de Vega impulsó y presidió la delegación local de la Cruz Roja, la primera gran ONG civil, cuya Asamblea Internacional la nombró socia de mérito. 

MÁS ALLÁ DE LA VIDA, JUNTO A SU CORAZÓN

Y si la vida de Juana de Vega fue sorprendente también lo fue su relación con la muerte.

En su testamento, un testamento muy detallado y meticuloso, se acordaba de mucha gente, de muchas personas en particular, dejó sentadas las bases de la Fundación que llevaría su nombre y también unas sorprendentes condiciones para su entierro.

Especificó que los restos del general debían ser trasladados a Navarra …

Pamplona. Sepulcro de Francisco Espoz y Mina

Los restos del general descansarían en Pamplona, con la excepción de un órgano:

¡el corazón!

Juana de Vega fue enterrada en 1872 en el cementerio de San Amaro, con sus padres y con su corazón, el corazón del general Espoz y Mina.

Espoz y Mina

Juana de Vega representó el modelo de mujer progresista que participa con su activismo vital en la sociedad de su momento, y ello sin romper con las barreras definidas en la época por la ideología de complementariedad.   

Juana de Vega

Fue una adelantada a su época. Montaba a caballo, hablaba idiomas, escribía…

Afortunadamente quiso dejarnos para la historia, su experiencia y vivencias con un estilo sencillo, claro y ameno. Son sus apuntes para la Historia.

CALLE JUANA DE VEGA – A CORUÑA – Google Maps

Ana M Hermida

ARTE E HISTORIA VIAJANDO POR EL MUNDO

2 respuestas a «JUANA DE VEGA»

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.